martes, 15 de febrero de 2011


Estos muros, estas puertas,
no son de mentiras,
son el alma nuestra,barco quieto, morada interior que viviendo hicimos, igual que el amor.
Y afuera llora la ciudad tanta soledad...

No hay comentarios: