viernes, 22 de abril de 2011

Cuando sus ojos volvieron a mirarse,despúes de haberse pulido alma con alma,beso con beso y todos sus espacios corporales,despúes que podian ser más que un gemido encontrado,llegaron las pocas palabras que hacian que cada uno volviese a querer alejarse de aquel lugar

-vos sabes qué esto no es para toda la vida?la voz de él se quebró en el silencio

-qué es toda la vida...?susurró ella.
ella que habia atado y desatado una y mil veces su corazón a este amor...entonces como hacerle entender que  ya nada podía importarle.Qué sólo el le daba sentido a este instante de su vida



La fuerza del amor es tan intensa que repara todo tipo de heridas, es una pócima renovadora, magia real para curar el dolor y lo más increíble es que nacimos con ella. Somos seres sanadores de los desgarramientos más profundos.
Todo consiste en elegir el amor y permitirle que se extienda en nuestro interior.

No hay comentarios: